Receta del pan marroquí, fácil y en sartén

Ya era hora de que os trajera esta receta ¡que me la habéis pedido mucho!. Este es el pan marroquí digamos básico, el que se hace en el día a día para acompañar al tajine. Es muy fácil y, lo mejor, es que lo vamos a hacer en la sartén. Sí, habéis leído bien ¡Sin horno!. Podéis ver la receta en video clicando aquí.

Ingredientes:

  • 250 gr de harina (+1 cucharadax extra y lo que haga falta para amasar)
  • Sémola fina (medio vaso más o menos)
  • 10 gr de levadura de panadero fresca (yo uso la seca de sobre y trae 5,5 gr)
  • Una cucharadita de sal
  • Agua tibia
  • Media cucharadita de azúcar

Elaboración

En un vaso echamos un poco de agua tibia y le añadimos el azúcar, la levadura y una cucharada de harina. Mezclamos bien y dejamos reposar 10 minutos.

En un recipiente a parte echamos los 250 gr de harina (yo no uso báscula y mido cada cucharada colmada como 25 gr. Así que serían 10 cucharadas), la sal y mezclamos bien. Añadimos la mezcla que teníamos antes de agua con levadura, azúcar y harina. Mezclamos bien y seguimos echando agua tibia poco a poco, mientras seguimos mezclando. Cuando tengamos una bola de masa que se separa del recipiente pasamos a enharinar la superficie de trabajo y amasamos ahí.

Vamos a amasar con energía durante unos minutos, cuando la masa deje de ser pegajosa y esté más suave hacemos una bola y la dejamos reposar durante una hora en un recipiente cubierto con un paño limpio. Yo tengo una manta que uso únicamente para cuando reposa alguna masa.

Pasado ese tiempo amasamos rapidito solo para quitarle el aire y dividimos la masa en 2. Hacemos una bola con cada trozo, colocamos papel de hornear bien cubierto de sémola fina y aplastamos ahí cada bola hasta darle la forma redonda del pan. Deben quedar bien cubiertos de sémola por ambos lados. Dejamos reposar de nuevo una hora.

Pasado ese tiempo ponemos una sartén a calentar (se suele usar una de hierro pero yo no la tenfo y uso una de crepes) y pasamos con cuidado cada pan a la sartén. No hay que tocarlos demasiado porque se desinflan, hay que arrastrar el papel de hornear hasta pasarnos el pan a la mano, luego lo volcamos de un giro en la sartén. Lo cocinamos varios minutos por ambos lados, hasta que esté doradito a nuestro gusto.

Y listo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s