Truco: evitar que la fruta confitada quede al fondo del bizcocho

Ayer os contaba la receta que hago siempre de #bizcocho de yogur y cómo podíamos darle otros toques. Pues bien, en esta ocasión le añadí fresas troceadas.

Una duda muy frecuente es cómo evitar que la fruta (o frutos secos, etc) que añadimos al bizcocho se vayan al fondo y que queden repartidos. Os cuento dos formas de conseguirlo que, como véis, funcionan (si, ya, me quedé corta añadiendo fresa 😅):

1. Preparar la masa del bizcocho igual que siempre, añadirle la fruta deshidratada, fruta fresca o lo que queráis y meter la masa (ya en el molde y todo) en la nevera durante, al menos, media hora. Así es como lo hago siempre, además el cambio brusco de temperatura que tiene luego al meterlo en el horno nos ayudará a que suba mejor.

2. Enharina la fruta deshidratada (o lo que sea que quieras) antes de añadirla a la masa. Este truco lo uso menos porque suelo tener tiempo para esperar y me gusta más el otro, pero si no tenéis tiempo para esperar este truco también funciona 👍

¡Que tengáis buen día!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s